Bacalar

Bacalar, El Balneario Que Posee La Laguna Con La Forma De Vida Más Antigua Del Planeta

Bacalar, El Balneario Que Posee La Laguna Con La Forma De Vida Más Antigua Del Planeta

Ubicada en el estado de Quintana Roo, en la península de Yucatán, la laguna Bacalar es la fantasía en la tierra de todo turista por la combinación espectacular de los siete colores de sus aguas, que son la delicia de cualquier fotógrafo.

Sin embargo, lo más preciado de este destino mexicano se ubica bajo el espejo de agua multicolor. A unos metros de profundidad y por más de 3.500 millones de años, esta laguna ha sido el hábitat de una gran colonia de bacterias más antigua que los dinosaurios.

Se trata de los estromatolitos, que luego de siglos de crecimiento, han formado uno de los bancos minerales más grandes del mundo en esta zona de la península del Yucatán. Con forma de coliflor y de textura sólida, los turistas la suelen confundir con roca a pesar de que se trata de una de las formas de vida más antiguas del planeta que necesita ser protegida.

Producto de la deforestación de la selva, se genera mayor cantidad de sedimento que llega a la laguna durante la temporada de lluvias. A esto se suma el nivel de contaminación producto de la actividad humana cercana a la zona.

Debido a este motivo, dirigentes locales promueve campañas contra la contaminación, así como de turismo sostenible.

Paseos en la laguna

En lugar de usar botes a motor, se promueve el uso de embarcaciones de vela o con remos como el kayak que permite disfrutar la travesía sin erosionar el ecosistema prehistórico oculto bajo las aguas.

Otra opción sin ruido ni contaminación son los tours en catamarán o monocasco impulsados por velas. Permite abarcar una mayor extensión de la laguna, viajar en familia y recorrer zonas como la isla de los pájaros.

¿Cómo llegar a Bacalar?

Desde la capital del estado de Quintana Roo, en Chetumal, son unos 40 minutos en coche. Si llegas desde el extranjero al aeropuerto de Cancún, puedes alquilar un vehículo o comprar un ticket de bus que incluiría un trasbordo antes de llegar a destino.

¿Qué visitar?

Además del principal atractivo que es la laguna, en Bacalar también se puede conocer el fuerte de San Felipe. La edificación de roca data de la mitad del siglo XVIII y se construyó para defender a la población de posibles ataques de piratas.

Para los amantes del buceo, será imprescindible conocer el Cenote Azul. Ubicado a cinco minutos del pueblo, este pozo natural tiene una profundidad cercana a los 100 metros y es un desafío que requiere preparación y equipo especializado para sumergirse.

Leave a Reply