Gastronomía

5 Razones Por Las Que Incluir El Jamón Ibérico En Nuestra Dieta

5 Razones Por Las Que Incluir El Jamón Ibérico En Nuestra Dieta

Alrededor de todo el mundo, el jamón ibérico constituye un alimento exquisito, este manjar es utilizado en las mejores cocinas para las recetas más deliciosas y, además, la ciencia ha logrado confirmar sus múltiples beneficios para la salud.

Aunque es considerada una de las carnes más caras, millones de personas insisten en consumirla, pero ¿realmente vale la pena?

Definitivamente, el jamón ibérico es uno de los alimentos más representativos de España.

De hecho, el manjar culinario está intrínsecamente relacionado con la historia de la península ibérica, de esta manera, el embajador por excelencia de la cultura española se caracteriza por su sabor inigualable, y su agradable textura y aroma. 

¿Por qué es importante consumir jamón ibérico?

En el mercado se pueden encontrar las mejores marcas de jamón ibérico que pueden satisfacer hasta el paladar más exigente, como Ibedul, quienes con más de 50 años de tradición ibérica logran llevar a la mesa de sus clientes, un producto de calidad y con la esencia autóctona de la península.

Cabe destacar que el jamón ibérico tiene diferencias respecto a otros tipos de alimento como es el jamón serrano. El auténtico cerdo ibérico se cría en un entorno natural, al aire libre y se alimenta solo de un fruto en particular: la bellota.

A continuación, vamos a presentar 5 razones por las que el jamón ibérico debe formar parte de una dieta integral y saludable.

Vitaminas y minerales

El jamón ibérico de bellota es una fuente natural de vitaminas y minerales. Contiene vitaminas del grupo B, las cuales contribuyen en el proceso de absorción de energía del organismo, y evitan la fatiga y el cansancio.

Por otra parte, la vitamina E que aporta al organismo, tiene un efecto antioxidante capaz de combatir los radicales libres, proteger las células y desacelerar el envejecimiento.

Además, este alimento es recomendado por los profesionales de la salud, por contener minerales como el selenio, magnesio, fósforo, cobre, hierro y zinc.

Calorías

Bajo un consumo considerado, el jamón de bellota es un alimento que engorda muy poco. Una loncha de jamón puede contener solo 350 kcal por cada 100 gramos, por este motivo, su aporte calórico suele ser mucho menor a otros alimentos de su tipo.

Un estudio de la Base de Datos Española de Composición de Alimentos asegura que 100 gramos de esta carne curada pueden contener menos calorías que 100 gramos de lentejas hervidas, esto lo convierte en la razón ideal para incluirlo en las dietas hipocalóricas.

Ácidos insaturados

Los ácidos insaturados deben consumirse regularmente, ya que sin ellos se corre peligro de padecer enfermedades coronarias. Pocos alimentos son considerados “cardiosaludables” como el jamón ibérico.

Asimismo, la cantidad de ácido oleico presente en este alimento puede actuar positivamente ante el colesterol, reduciendo los índices de colesterol malo y aumentando el colesterol bueno.

Para tener una idea más aproximada, las cantidades de ácidos insaturados que aporta el jamón de bellota se encuentran también en el aceite de oliva.

Proteínas

Una poderosa razón para ingerir moderadamente jamón ibérico es su inmejorable cantidad de proteínas de altísima calidad. Los profesionales de la salud afirman que en este tipo de jamón se pueden encontrar aminoácidos esenciales que permiten la formación y regeneración de enzimas y tejidos, así como de anticuerpos y hormonas.

Aproximadamente, por cada 100 gramos de jamón ibérico de bellota, el organismo recibe 43 gramos de proteína. Al considerarse un alimento hiperproteico, sin duda, puede sustituir de vez en cuando las carnes rojas.

Digestibilidad

Lo mejor del jamón de bellota es su elevado índice de digestibilidad ubicado entre el 85% y el 100%. Por tratarse de un alimento fácil de digerir, eso también influye proporcionalmente en la cantidad de nutrientes que el organismo puede absorber.

Ya sea como complemento de otros platos o el maravilloso deleite de consumirlo solo, el jamón ibérico es un producto que puede consumirse a cualquier hora del día, sin importar el motivo.

Además de subir el ánimo, con su sabor tan característico y su textura inigualable, es un alimento especialmente saludable, ya que aporta una gran cantidad de propiedades y minerales.

Leave a Reply