Poema La Jacaranda

Poema La Jacaranda

JACARANDA

“Me subí a una jacaranda, por mi madre soy. . . Aranda.”

Jacaranda, de mi vida,
de la copa consentida,
hojas verdes, terciopelo,
sedas que besan el cielo.

Árbol de corteza agreste,
personalidad silvestre,
brazos fieles, columpiados,
nudos, brotes desmayados.

Si te meces, . . . preferida,
por Tacubaya querida,
en Polanco, la Narvarte,
con sentimiento abrazarte.

Coyoacán, semillas sanas,
tortolitas en las ramas,
follaje que vibra, al viento,
fragante de terso aliento.

Que bonitas primaveras,
flores lilas, mañaneras,
moradas, de azul violeta,
malvas, de corola inquieta.

Tu fronda, sombra, mi manto,
ha llorado, suave, tanto,
roció, intenso, pegajoso,
sabia de néctar lechoso.

Procedente de Brasil,
México tu tierno abril,
en parques, calles, leyenda,
alfombras muy bien la senda.

Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda
México, D. F., a 01 de abril del 2016
Reg. SEP Indautor No. (En trámite).

Publicado con la autorización por escrito del Licenciado Gonzalo Ramos Aranda, queda prohibida su reproducción total o parcial sin la previa autorización por escrito del autor.

Etiquetas:,

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *